SEGUNDA ETAPA (PISSOS – MARANS)

Salimos del camping con tranquilidad y sin madrugar mucho, pues nuestra idea era acercarnos a La Rochelle y conducir unos 250 km, un día cómodo. Fuimos tranquilos hasta las cercanías de Burdeos donde encontramos grandes retenciones. Teníamos pensado ir al Camping Carved, pues los campings cercanos a La Rochelle estaban completos o eran de mas de caros. Al llegar al C. Carved después de esperar media hora al estar cerrada la recepción, estaba completo y decidimos seguir el viaje hasta Marans.

El Camping Le Bois Dinot está en medio de un bosque, tiene buenas parcelas con hierba (en verano seco). Un fallo que vi, eran las pocas duchas que había. En recepción dos chicas muy simpáticas que informan de todo lo necesario en castellano. Frente al camping esta la piscina municipal a la que fuimos. El agua es climatizada, como en la mayoría de las piscinas a las que hemos ido en Francia.

Aquí empezó nuestra perdición con los croissants, les encargabas el día anterior junto con el pan y al día siguiente les tenías recién hechos buenísimos. Cerca hay un gran supermercado con gasolinera low cost. Marans no tiene mucho que ver. Desde aquí visitamos La Rochelle. (23 km)

En La Rochelle aparcamos en el parking Esplanade des Parcs que tiene una zona gratuita y otra con zona azul y se encuentra cerca del centro. La Rochelle merece la pena visitarla, había un gran ambiente. Callejeamos por sus calles llegamos hasta el puerto y llegamos hasta sus famosas torreones.